Efímera eternidad

Humo de cerilla recién encendida

Mi cama está vacía, de encuentros olvidados.

Y ese Alma que persiste en rebuscar entre los recuerdos: el Recuerdo, fruto de un Renacimiento de fragancias regado.

A veces lo huelo profundamente y, como llega… como llega… en marcha… se va.

Aromas y humo, estelas desvanecidas…

Momentos.

© Roberto Sastre Quintano.
Madrid, 27/08/2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *